La Web de ALFONSO ESTUDILLO
  • ARTÍCULOS DE OPINIÓN
    Año 2001

    TV BASURA

  • Los medios de comunicación, digamos que en general, pero muy particularmente la TV, han encontrado un filón inagotable en esos programas de sobremesa mal llamados del corazón.

    Digo mal llamados porque, aunque este órgano del cuerpo se refleja en alguna forma -y en su sentido metafórico, claro- en la línea de los dichos programas, lo que verdaderamente abunda son las particularidades anatómicas y atributos sexuales de los unos y de las otras y, sobre todo -y esto sin ningún viso peyorativo-, los cuernos que se ponen y quitan los «ilustres» personajes que componen el elenco de figuras protagonistas del incordio televisivo.

    Los tales engendros -de producción propia, hechos y dirigidos, generalmente, por «gente de la casa», metralla abundosa e incondicional le echen lo que le echen-, asistidos por algún que otro elemento pseudoletrado de los que se auto titulan «intelectual, articulista de prensa e interviniente en debates televisivos y radiofónicos», y, naturalmente, los omnipresentes e insustituibles mariposones, están especialmente concebidos y diseñados para el deleite de cretinos y analfabetos, o lo que es lo mismo, para el gran público de las nuestras Españas siglo XXI, euromodernísimas, superdesarrolladas y de fronteras cerradas a cualquier cosa que venga de fuera a empercochar nuestras impolutas conciencias y saneadas economías.

    Ya sé que usted, mi querido lector, no está en la nómina de esas bien repletas listas (si lo estuviera, dudo mucho que «perdiera» su tiempo en leer revistas culturales como ésta), pero ha de convenir conmigo en que manda huevos la imagen que da este pueblo nuestro por culpa de tanto descerebrado que, o bien desde su poltrona en los lujosos despachos privados (léase Banca) o en los no menos lujosos de allí donde tienen sus pesebres los de la cosa pública, nos imponen sus criterios y nos rellenan las horas con sus cada vez más sofisticadas basuras.

    Estas horas, miserablemente perdidas en darnos a conocer si cualquier chocholoco se mete mano con el amigo de su ex, o si el gilipoyas de turno la tiene de tal calibre, podía ser empleado, ya que no en una oferta cultural y documental variada y culturizante -y puesto que de darnos basura se trata-, en mostrarnos todos los tejemanejes que se traman y destraman en las trastiendas de los Consejos de Administración y en esos despachos privados donde nuestros egregios padres de la Patria escupen por el colmillo y se cagan en la madre que parió al tontoerculo que se ha dejado coger con las manos en el arcón.

    Así, por lo menos, no tendríamos que estar enterándonos tan poco a poco...







volver      |      arriba

contador

BIOGRAFÍAS    |    CULTURALIA    |    CITAS CÉLEBRES    |    ARENA Y CAL


Islabahia.com
Enviar E-mail  |  Aviso legal  |  Privacidad  | Condiciones del servicio