(Espacio exclusivo para empresas colaboradoras)

  Hacer pág. de inicio Pág. Principal

   ARÉVACOS - Nº 8   
.


Editorial

¿CONFORMISMO?, NO


Estamos casi pisando los talones del 2003. El tiempo pasa veloz. Y un año, sin damos cuenta.

En el mundo de la política las elecciones autonómicas y municipales marcan ya las carrerillas de algunos; no carreras, porque el cuatrienio del sillón apenas permite sacarle sabor.

Pues sí, ya oteamos las elecciones del próximo año para nuestros consistorios. Es tiempo de someterse a examen para ver, sin galas sonrosadas, el progreso de nuestros municipios en estos cuatro años. Pero inspeccionando, también, lo que se debería haber hecho. Esto es signo de responsabilidad.

Los objetivos alcanzados no pueden ser motivo de plena satisfacción y mucho menos de conformismo. Este es neblina o modorra placentera que impide ver a distancia y frena, a veces en seco, el dinamismo de una gestión efímera de futuro. El conformista no examina lo que se podía haber conquistado; teniendo en cuenta, sobre todo, la velocidad del tiempo para el progreso. Porque no es suficiente para estar satisfecho haber realizado al cien por cien el programa electoral, pensando, a veces, muy a la medida de las posibilidades del candidato con el fin de poder decir: ¿Lo veis? Está cumplido. Puede ser un mero cumplido que no da satisfacciones para un sobresaliente; porque el programa no ha desarrollado cuanto los medios disponibles sociales, de personas... pedían. ¡Que bonitas las murallas! Pues, sí. ¡Prometedor el Polígono Industrial! Con un buen comercial que pesque industrias de garantía. ¡Deliciosa la nueva residencia para mayores! Con más oxígeno y horizonte. Y para todos; no para unos pocos bien forrados.

La globalización no ha conseguido, todavía, romper las barreras para acercamos y comunicamos mejor. No acaba de hablarse en serio de nuevas infraestructuras para la N 122. Hoy se lee en un diario nacional: Las autovías de Salamanca y Palencia reciben un nuevo impulso con la adjudicación de otros tramos.

Soria está hoy más lejos de Valladolid, en tiempo, que hace cuatro años. Se está propiciando un notable distanciamiento en vías de comunicación entre el Este y el Noroeste de Castilla y León. También las comarcas de San Esteban de Gormaz y El Burgo de Osma distan más de la capital que hace un cuatrienio. ¡Y cómo lo padecen los enfermos que ansían llegar!, pues no mejoran los servicios sanitarios de la zona.

Tampoco ha mejorado la comunicación de nuestro entorno. Muchos pueblos disponen de carretera de entrada, pero no de salida. Y, claro, no tienen salida. Los conocemos. Se los ha nombrado en estas páginas y otras. Aun persiste la falta de información: al polígono, a Gormaz a Tiermes por Gormaz... Úxama no termina de despenan El aula Úxama, recién estrenada, puede ser un buen despertador y estímulo para crear el tan añorado museo. Mientras tanto gocemos contemplando las murallas rejuvenecidas. Pero cuidando de que los árboles no nos impidan ver el bosque. ¿Conformismo? No.

 

 

* * * * *

 

 

 

 

 

Volver

 

 

- Webs optimizadas para Int. Explorer 6.0 / 7.0 / 8.0 - 800x600 y 1024x768 -

Aprodebur - El Burgo de Osma 2005 - 2010
© Designed by Islabahia.com - Spain