Página anterior. Volver Portada gral. Staff Números anteriores Índice total 1999 ¿Qué es Arena y Cal? Suscripción Enlaces

Las dos recién construidas motonaves gemelas "Mar Cantábrico" y "Mar Negro" de 7.500 Tn. de desplazamiento eran propiedad de la compañía Marítima del Nervión, naviera bilbaína fundada en 1907, aunque sus actividades datan de 1899 que es cuando lo iniciaron sus fundadores Aldecoa y Urízar, cuyos buques ostentaron tradicionalmente nombres de "Mares". Estas unidades mantenían servicios regulares de carga en puertos norteamericanos del golfo de Méjico y los de la península principalmente. Ambos buques ocuparon un lugar destacadísimo en los anales de la guerra incivil 36-39.

El "Mar Cantábrico" estaba en el puerto del Grao de Valencia el 18 de julio de 1936 y fue requisado para servir de prisión militar flotante. Más tarde tomó parte en las operaciones de ocupación de Ibiza. Asimismo, dio un viaje con tropas de Barcelona a Mahón y, finalmente, armado con un cañón de pequeño calibre y una ametralladora, zarpó de Valencia hacia los EE.UU. De allí a Veracruz en donde se abarloó al "Motomar" tomando a su bordo parte del cargamento de material bélico que transportaba. Con el nombre supuesto de "Adda", matrícula de Newcastle, se hizo a la mar rumbo al puerto de Santander, con pleno conocimiento de los grandes riesgos que tendría que afrontar.

La lucha en el Cantábrico continuaba con sus altibajos, por lo que no les causaría demasiada sorpresa cuando a las 5 de la tarde del día 8 de marzo de 1937 se vio interceptada su navegación nada menos que por el crucero nacional "Canarias", a unas 100 millas al NW. de Finisterre. El encuentro no fue casual ni mucho menos, pues había tenido un prolongado período de gestación desde que el buque zarpó de Veracruz con un valioso e importante cargamento de motores de aviación, camiones y material bélico. El localizar a un buque en pleno Atlántico no es tarea fácil, por ello el Alto Mando alemán, al tener conocimiento por sus Cónsules en EE.UU. y Méjico de que zarpaba rumbo a Europa el "Mar Cantábrico", dispuso que el "acorazado de bolsillo" "Deuschslan" zarpase a su vez con la importantísima misión de localizarlo en alta mar (poco menos que buscar "una aguja en un pajar"), lo cual supondría un magnífico ejercicio de adiestramiento para su dotación. Para estas misiones habían sido construidos los 3 buques gemelos de la serie: para dedicarlos al corso en la guerra mundial que gestaban los gerifaltes nazis. La búsqueda le resultaría bastante laboriosa y difícil, pero lo consiguió y lo fue "convoyando" a distancia durante varios días. Informaría, como es lógico, a su Mando y éste al gobierno nacional de Burgos. La misión de captura fue encomendada al crucero "Canarias" al mando del Capitán de Navío D. Pascual Cervera Fernández zarpando desde Ferrol rumbo NW, el cual, cuando estuviera a la distancia adecuada, recibiría las marcaciones radiotelegráficas emitidas por el "Deuschslan" con el fin de que fueran captadas por su radiogoniómetro. De esta forma pudo llegar a situar al "Mar Cantábrico"; esto es, "servido en bandeja". Una vez detenida la marcha del buque fue conminado por megafonía a que se entregase en numerosas ocasiones, amenazándolos con el hundimiento, sin que por ello hicieran caso alguno, viéndose obligados a abrir fuego con una de las piezas de 120 mm. y ametralladoras sobre la proa.

Seguidamente aparecen sobre su cubierta más de 30 tripulantes a los que se ordena abandonen el buque en sus botes y se dirijan al "Canarias", llegando a su costado 3 botes conduciendo más de 40 tripulantes, entre ellos una mujer. Se selecciona una dotación de presa que es enviada al "Mar Cantábrico" en un bote con intensa mar de fondo que obligaba a tener que ir achicando agua. En el buque habían quedado unos cuantos tripulantes y ello les daba que pensar. Pero, yo pregunto: ¿Quién les arrió la "escala de gato" para que pudiesen subir a bordo? No cabe duda que fue una mano amiga, pues dado el estado de la mar el bote se deshizo rápidamente sobre el costado. En el interior se encontraron con el cadáver del delegado del gobierno "rojo" que se había suicidado, y tuvieron que hacerle frente a otro tripulante que pistola en mano no se rindió. Otros 8 tripulantes se entregan sin resistencia alguna. Como se puede comprobar la misión de la dotación de presa, al mando del teniente de Navío Alfredo Lostau, no resultó nada fácil, pues además de tener que reducir a los restos de la dotación, tuvo que apagar incendios sumamente peligrosos y cortar vías de agua. Finalmente, ponerlo en condiciones de navegar hasta el Ferrol, para lo que contaron con los maquinistas de la motonave que se ofrecieron voluntariamente. Posteriormente Consejos de guerra sumarísimos como era normativo y...

La versión expuesta de los prolegómenos del apresamiento del "Mar Cantábrico" es cierta y resulta altamente lógica y en consonancia con la descarada e intensa intervención en la guerra civil española de las Fuerzas Armadas de Alemania e Italia.

Con fecha 3 de abril de 1937 se dispone su transformación en crucero auxiliar, para lo cual fue sometido a obras de transformación en Ferrol, las cuales finalizaron el 17 de agosto de 1937. Fue artillado con 4 piezas de 154mm. desmontadas de la costa y otras 4 de 88 mm. a/a. de procedencia alemana.

La actuación del "Mar Cantábrico" como unidad de la Marina de Guerra regular fue muy meritoria y eficaz, aun cuando no tomó parte en ninguna acción de relieve. En diciembre de 1938 fue designado buque insignia del Almirante Jefe de las Fuerzas de Bloqueo de la costa mediterránea. Al poco de finalizar la guerra fue dado de Baja en la armada y una vez rehabilitado incorporado al tráfico civil.

Con respecto a su gemelo "Mar Negro" tuvo también una azarosa intervención en la contienda, pues estaba en Barcelona al comenzar la guerra. Tomó parte en las operaciones de desembarco en Porto Pí (Mallorca), en el que las fuerzas al mando del Capitán de Aviación Bayo (entre las que figuraban más de 200 guardias civiles de Barcelona) se habían internado ya amplia y profundamente en las sierras de la costa NE. del interior de la Isla y se vieron obligados a replegarse para reembarcar ante los incontables e intensos bombardeos aéreos de numerosas escuadrillas de bombarderos italianos Savoia S-79 y 81, la mayor parte de ellas llegadas en vuelo directo desde Cerdeña. Después aterrizaban en Palma de Mallorca y los continuaban, principalmente, contra los buques mercantes y de guerra republicanos, imprescindibles para el apoyo logístico a las fuerzas desembarcadas, a los que causaron serias averías. Ante esta aplastante superioridad aérea las fuerzas republicanas, que sólo contaban con el escasísimo apoyo de unos cuantos hidroaviones procedentes de Mahón, se vieron obligados a desistir de la ocupación de la isla de Mallorca. ¡Bien que sabían los italianos de su inconmensurable valor estratégico!, máxime cuando entonces soñaba el "Duce" con asentarse en ella para consumar su superioridad naval en el Mediterráneo occidental.

¡Qué iluso! Mientras tanto Francia y Gran Bretaña con su absurda política de "meter el rabo entre las patas". ¡Qué caro lo habrían de pagar! Menos mal que en este concreto caso y una vez finalizada la guerra, Franco no se dejó seducir por Mussolini cediéndole bases en la isla.

Superado este largo inciso continúo con el "Mar Negro". Una vez finalizadas las citadas operaciones de las que "escapó" milagrosamente indemne, durante un viaje al Mar Negro pudo asimismo eludir los torpedos que le lanzó un submarino italiano -se ve que la suerte le sonreía-. Al regreso de otro viaje a Rusia, al mando del Capitán Antonio Vela y cuando se encontraba fondeado a la gira en el puerto de Argel a la espera de escolta para navegar hacia Cartagena, fue asaltado por un "comando" nacionalista con la colaboración de parte de su dotación, logrando apoderarse del buque y zarpar seguidamente para Cagliari en la isla de Cerdeña (base de apoyo logístico de la Marina Nacional), desde donde zarpó el 1º de septiembre de 1937 para Ceuta y Cádiz. Por Orden de 5 de septiembre se dispone su transformación en crucero auxiliar cuyas obras se efectúan en los astilleros de la Sociedad Española de Construcción Naval de Sestao, recién "liberada" Bilbao y que se encontraron intactos; gracias a los políticos y pueblo vasco, tan amantes y orgullosos del desarrollo industrial que habían conseguido con su tenaz y perseverante esfuerzo a lo largo de los siglos. Igualmente sucedió con las grandes y pequeñas industrias siderometalúrgicas, e incluso con las fábricas de armamento. Otro inciso, pero que viene al caso.

Una vez finalizadas las obras de adaptación se incorpora al servicio activo de la armada Nacional el 20 de mayo de 1938. Su armamento y aspecto externo fue muy similar al del "Mar Cantábrico". Ambos cruceros-auxiliares estuvieron en servicio activo hasta varios meses después de finalizada la lucha. Puede decirse sin ningún reparo que estos dos hermosos buques mercantes, durante la guerra en su doble vertiente civil y militar, fueron los más eficientes y aprovechados durante toda la contienda en ambos bandos contrincantes.


BIBLIOGRAFÍA
"La Marina Mercante y el tráfico marítimo en la guerra civil” Rafael González Echegaray. Ed. San Martín. Madrid 1984
"Páginas de Gloria de la Marina Nacional española". Francisco Valles Collantes. Imp. Salvador Repeto. Cádiz 1938




 

volver  arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS | CULTURALIA | CITAS CÉLEBRES | plumas selectas

sep