Página anterior. Volver Portada gral. Staff Números anteriores Índice total 2001 ¿Qué es Arena y Cal? Suscripción Enlaces


Rincón de la Poesía

Rosa Ramona Yanes
Figueras (Girona)



  


 


LA HIEDRA

La hiedra alcanzó la verja,
el tiempo no se detuvo,
creció sin ninguna pena
y subió hasta tu refugio.
Allí se llamó a la vida,
que luego no llegó a ser,
se marchitaron las rosas
qué yo misma te corté.
Se fueron los buenos años,
se olvidaron los amores,
que se fueron con el tiempo
como el aire con las flores.
Volvió a crecer la maleza,
que tapó nuestros rincones,
los árboles se quedaron,
sin hojas y sin colores.
Plateada la bella luna
va iluminando el espacio,
quiere saber si algún día
volveremos a encontrarnos.
Yo le digo que no sufra,
que ya no quedó cenizas
del fuego que alimentamos,
y ella como es tan hermosa
me responde azorada;
el tiempo puede volver,
el fuego se puede hacer,
con leña aunque esté quemada,
pero yo le contesté;
que la hiedra ya tapó,
lo poco que me quedaba.











volver  arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS | CULTURALIA | CITAS CÉLEBRES | plumas selectas

sep