Página anterior. Volver Portada gral. Staff Números anteriores Índice total 2002 ¿Qué es Arena y Cal? Suscripción Enlaces
PANTEÓN DE MARINOS ILUSTRES 4El Panteón tiene una longitud de ciento seis varas de largo por cuarenta y cinco de ancho, incluido el atrio de entrada, que en medidas métricas son 88’57 por 37’60 metros; la iglesia tiene forma de cruz latina con un vestíbulo de planta elíptica con bóveda en la misma forma y, coronada por una linterna, sustentada por arcos fajones que lo adelantan al cuerpo principal. A este atrio se abren puertas que dan acceso: la de la derecha, al baptisterio de planta circular y cornisa corintia con bóveda y linterna, la de la izquierda a lo que se proyectó como campanario, mientras que las tres del fondo son las que dan entrada propiamente al templo. Su estilo es de corte neoclásico de estilo barroco, con los entrantes y salientes propio de éste en su período tardío, sobre podium escalonado. Se accede a él a través de un arco de medio punto con columnas gigantescas de orden corintio que enmarcan una inscripción latina que traducida dice "Todos estos alcanzaron gloria mientras vivieron entre los suyos y en sus días son celebrados". Se remata este cuerpo con frontón triangular y coronada por una cruz. En el exterior de este atrio y flanqueándolo se encuentran dos cañones que pertenecieron al Santísima Trinidad, navío de cuatro puentes y armado con 136 cañones y cuatro obuses; era el mayor buque de su época y fue construido en el arsenal de la Habana. A las órdenes de D. Baltasar Hidalgo de Cisneros participó en el combate de Trafalgar donde los ingleses lo apresaron e intentaron trasladarlo a Gibraltar, pero su mal estado y un fuerte temporal hace que este hermoso navío se hunda a la altura de la punta de Caramiñal.

PANTEÓN DE MARINOS ILUSTRES 1Volviendo al Panteón, los cuerpos laterales presentan pilastras adosadas y capiteles compuestos enmarcando los vanos que están coronados por frontón semicircular con óculo en el centro, rematados por una cornisa partida en su parte central; sobre los óculos se encuentran ventanas enmarcadas en pilastras sencillas y dintel de guirnalda. Los laterales de la iglesia están dedicados uno a los descubrimientos y otro a las victorias, y en su memoria se muestran sendas lápidas en mármol con los nombres y fechas de tales acontecimientos. Su cantería está realizada en piedra ostionera con pilastras adosadas formando vanos que contienen un óculo para dar luz al interior.

La fachada posterior, que es la que da a la plaza del Hospital de la Anclas y al paseo Capitán Conforto, es de corte neoclásico con puerta central de arco de medio punto. Está enmarcada por un par de pilastras adosadas y frontón curvo con la inscripción "Panteón de Marinos Ilustres"; dos ventanas con óculos sobre ellas rematan esta fachada.

PANTEÓN DE MARINOS ILUSTRES 5La puerta principal de acceso al interior de la iglesia es monumental y mantiene las características del atrio, con la salvedad de ser adintelada flanqueada por columnas pareadas sobre pedestal de orden compuesto; su portaje está realizado en caoba y dos placas en latón plateado que representan las glorias y motivos del porqué de sus moradores.

La iglesia es de tres naves, la central de bóveda de cañón con arcos fajones y de media naranja en el crucero sobre pechinas rematada con una cúpula, mientras que en las laterales son de bóveda vaidas formando capillas. Las naves están separadas por pilares con capiteles de orden corintio y sobre estos una cornisa corrida. El retablo del altar mayor, que está sobre la sacristía que simula el puente de un buque, es de estilo neoclásico todo dorado, y está formado por un frontón triangular que contiene un Sol Invicto con el monograma de Cristo y apoyado en dos pares de columnas de orden corintio entre las que se tiende un arco de medio punto. Presidiéndolo sobre el manifestador principal, aparece la imagen de la Virgen del Carmen, patrona de las marinas, realizada en madera de cedro estofada y policromada con dos ángeles lampareros de igual madera que la custodian. Estas imágenes fueron realizadas en 1952 por el imaginero sevillano Alarcón.

PANTEÓN DE MARINOS ILUSTRES 6La bóveda del crucero está decorada con frescos alusivos a batallas navales con los cuatros Evangelistas con sus atributos que los distinguen sobre las pechinas, y pendiendo del copulín de la corona se encuentra una lámpara votiva realizada en latón y plateada, de un peso aproximado de unos quinientos kilos y unas dimensiones de 7’50 metros de altura por 5’50 de diámetro. Fue realizada por el orfebre sevillano D. Manuel Román Seco entre los años 50 y 52 y lleva treinta y dos escudos de armas pertenecientes a algunos de los marinos enterrados en este Panteón y realizados en bronce, plata, oro y esmalte.

PANTEÓN DE MARINOS ILUSTRES 7Traspasado el altar mayor y en el coronamiento del crucero nos encontramos con el lapidario, homenaje de todos aquellos marinos cuyos restos no reposan en el Panteón o cuyos nombres no figuran en lápidas. Es una sala con bóveda de medio cañón en cuyo centro se encuentra un estanque circular que recuerda a los que han tenido su lugar de reposo en los Mares Océano, en el que flota una corona simulada de laurel; se cuenta la anécdota de que antiguamente se le encomendaban a los capitanes del buque escuela Juan Sebastián Elcano trajesen agua de los mares que recorrían en sus singladuras alrededor del mundo. Su casquete esférico se adorna en su anillo con los nombres de todos los buques que tiene y ha tenido la Armada, mientras el linternón representa la Gloria Naval; esta obra fue realizada en 1954 por el arcense Miguel Castro y Brito. Su testero frontal es un conjunto histórico formado por el Escudo de Armas de España que se encuentra sostenido por Neptuno y Minerva, está labrado en mármol de Carrara y que estaba destinado a la Academia de Guardiamarinas de Cartagena; a sus pies un Cristo de la Buena Muerte copia de la misma advocación del existente en la universidad de Sevilla y realizado por Alarcón, y un arcón funerario donde simbólicamente se guardan los restos de todos loa marinos enterrados en cualquier lugar de la tierra. El lapidario se termina con dos impresionantes lápidas de mármol negro donde se recogen sin grafía los nombres de "Todos los marinos independientemente de su graduación que han servido con honestidad y honor a la Armada", como nos lo recordaba D. Pedro Sánchez cuando como marinero visitábamos tan señero lugar.
 
Continuará.





 

volver  arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS | CULTURALIA | CITAS CÉLEBRES | plumas selectas

sep