Página anterior. Volver Portada gral. Staff Números anteriores Índice total 2003 ¿Qué es Arena y Cal? Suscripción Enlaces
Me siguen alarmando y, por qué no decirlo, cabreando, las estadísticas con pretensiones de dogma de fe.

La mayoría de ellas distan muchos de ser ni tan siquiera fiables; y como para muestra un botón vale, me referiré a la recientemente publicada por las "sociedades españolas de Nutrición Básica y Aplicada y de Dietética y Ciencias de la Alimentación" (el entrecomillado ha sido copiado literalmente de un periódico) habiendo sido los "Responsables de éstas sociedades científicas" (de nuevo el entrecomillado ha sido copiado literalmente) quienes lo presentaron (?) con ocasión de la celebración del Día Nacional de la Nutrición y bajo el lema "Aprende a comer, vivirás mejor".

Quiero decirles que, en mi fuero interno, estoy profundamente satisfecho y quedo eternamente agradecido a los miembros de tan importante asociación, pues, hasta ahora, sólo mi mujer se preocupaba de controlar las dos cervezas que a diario meto en mi estómago, aún no demasiado prominente.

Confieso que no recuerdo nada, pero nada de nada, de la difícil asignatura de estadística que estudié en mis años mozos y que sólo mediando una caja de extraordinarios puros habanos, pude aprobar. Y aún no recordando nada creo, por simple aplicación de una mínima lógica matemática, que no pueden obtenerse conclusiones, ni extrapolar resultados, cuando los datos que a ello llevan, han sido obtenidos en un mismo ámbito y con escasos referentes y eso, exactamente eso, es lo que ha sucedido con la estadística que hoy me ocupa.

Solo el 4 por ciento de los españoles sigue hábitos alimentarios adecuados. El 32 por ciento emplea 15 minutos para comer. El 30 por ciento consume una pieza de fruta al día o ninguna. El 64 por ciento debe mejorar sus hábitos.

Eso dice el informe. Total, una mierda. No sabemos comer. O comemos mucho, o comemos mal y, claro, así andamos todos, pobrecitos, tan maluchos, tan obesos, tan flacos. ¿Cómo he dicho? Creo que he incurrido en alguna contradicción, pero no, los flacos no son los mismos que los obesos, y los maluchos no son aquellas personas que yo conozco. He salido a la calle, he paseado despacio mirando a las gentes, mamás, niños, obreros de la construcción, algún técnico o licenciado que discurría portando papeles bajo el brazo y, la verdad, no he visto caras enfermizas. Sí, es cierto, algún regordete con aspecto de felicidad sí me he cruzado, y a alguna oronda señora también, pero enfermizos, lo que se dice enfermizos, ni uno. 

Claro que, el informe, y según dice la misma nota de agencia, está basado en una muestra de 2.000 personas de entre 35 y 40 años. Vaya arco. ¿Cuántos españoles habemos en España? Pues eso, el informe se basa en una muestra del, agárrense, 0,004 por ciento de la población total y tan solo se refiere a un tramo de vida del seis por ciento de los años que esperamos vivir. 

En fin, un solvente estudio, como otros mucho.




 

volver  arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS | CULTURALIA | CITAS CÉLEBRES | plumas selectas

sep