Página anterior. Volver Portada gral. Staff Números anteriores Índice total 2003 ¿Qué es Arena y Cal? Suscripción Enlaces


Rincón de la Poesía

Rosa José Mª Álvarez Galván
Cádiz



  



 



¡OH, MAESTRO!

A Diego Sánchez del Real
en su homenaje

¡Oh, Maestro de mí! Tu campo verde
va espigando un trigal cada jornada.
Cada soplo de aire, cada arada,
es un beso de celo que me muerde.

Desde ayer, ese ayer que yo recuerde,
robustez de poeta en tu otoñada,
fuera el hondo crecer de una punzada
que en el campo del alma se me pierde.

Me enseñaste a amar como poeta.
Endulzaste las noches con tu voz.
Encontrabas la luz donde hubo sueño.

Cada noche la luna duerme inquieta
cuando el eco perdido, tan veloz,
dice a Dios que el amor ya tiene dueño.



En las largas tertulias de la vida
se dormita en el silencio. Es un mundo
que camina borroso, vagabundo,
donde mana una fuente enardecida.

Donde cura el poeta su alma herida.
Donde guarda el dolor, hondo, profundo.
Donde nace un joyel cada segundo.
Donde sólo el amor tiene cabida.

Es así que tu pluma, todavía,
va domando corceles para el viento
en un trote de luz fulgente y puro.

Es así que tu aliento me rocía,
¡oh, Maestro de mí! ¡Oh, pensamiento!,
testimonio de fe, que yo te juro.












volver  arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS | CULTURALIA | CITAS CÉLEBRES | plumas selectas

sep