Página anterior. Volver Portada gral. Staff Números anteriores Índice total 2005 ¿Qué es Arena y Cal? Suscripción Enlaces
Después he haberme leído La vida secreta de Meyer Lansky en la esplendorosa Habana, del prestigioso escritor camagüeyano Enrique Cirules -su último libro testimonial, publicado recientemente por la edotorial de Ciencias Sociales de La Habana- he quedado profundamente impresionado con esa evocación magistral que recorre toda una época. Además, por las técnicas que utiliza su autor, este libro transcurre como si se tratara de una fascinante novela sin ficción, igual que otros textos suyos, a los que ya nos tiene acostumbrado, tal y como ocurrió con su libro Conversación con el último norteamericano, Premio Nacional en el Concurso Literario 26 de Julio en 1972; obra en la que se conjugan múltiples historias y una excelente literatura. El también autor de El imperio de La Habana (Premio Casa de las Américas 1993 y Premio de la Crítica en 1994), nos explicó que este nuevo libro sobre la mafia en Cuba es el resultado de un paciente y lento proceso de investigación, con un grupo de personajes que estuvieron muy cerca del financiero de la mafia norteamericana durante 1957 y 1958.

El libro está narrado en primera persona por quien fuera el chofer-guardaespaldas de Meyer Lansky en la capital cubana, después de haber realizado estudios en una universidad de los Estados Unidos, entre 1949 y 1952; y de cursar una escuela de dealers, para comenzar a trabajar en el mítico casino del Hotel Flamingo de Las Vegas, antes de que el financiero de la mafia norteamericana lo trajera de nuevo hacia los parajes de la esplendorosa Habana, a mediados de 1957. La vida secreta de Meyer Lansky en la esplendorosa Habana, es un libro que profundiza en las actividades clandestinas del jefe de la mafia norteamericana en la capital cubana, para un período que incluye la guerra entre el clan de La Habana y las familias sicilianas de Nueva York, por el reparto de los fabulosos negocios que se estaban generando en Cuba.

Este nuevo libro de Cirules es sin dudas uno de los más apasionantes textos que se han escrito sobre las actividades del hampa norteamericana.

Se trata de una fascinante y reveladora historia, donde ha logrado reconstruir el delirante entorno que dominaba en los más afamados sitios de una Habana conocida por entonces como "El París del Caribe."

En más de trescientas páginas, un prólogo, y una cronología histórica -además de una colección de fotos de los sitios que utilizó Meyer Lansky en La Habana- el lector encontrara una detallada explicación de lo que aconteció con la mafia norteamericana en los días en que el movimiento guerrillero dirigido por Fidel Castro sacudía con intensidad las raíces de la dominación de Estados Unidos en la mayor de las Antillas. La vida secreta de Meyer Lansky en la esplendorosa Habana está narrada con un lenguaje depurado, que por momentos alcanza el delicado y tenso tono de una excelente novela.

En el prólogo al libro se precisan un conjunto de circunstancias, pero sobre todo de cómo se forjó ese proyecto; las situaciones y el entorno en que se desenvolvieron las actividades de los principales personajes, así como otras consideraciones que contribuyen a ubicar en tiempo y espacio a historias y personajes.

Posteriormente el relato se adentra en los primeros años del testimoniante principal, en los avatares de su aprendizaje; y en las relaciones que sostuvo en la capital cubana, siendo apenas un adolescente, en zonas de juego, turismo, riñas callejeras, etc, hasta su partida hacia Estados Unidos dentro del maletero de un auto, en uno de aquellos viajes que realizaban los ferrys de La Habana a Key West, después de haberle entrado a tiros a un matón del barrio de Jesús María. Seguidamente Cirules describe de manera magistral la presencia del personaje en Estados Unidos, con sus muchas y variadas incidencias, primero en Nueva York y más tarde en Chicago, a donde se traslada con el ánimo de lograr el ingreso a una universidad, con el fin de estudiar la carrera de relaciones públicas, algo que logra de una manera insólita.

En el capítulo "En los umbrales de la mafia", uno puede acceder a las diversas aventuras del testimoniante en la ciudad de Chicago, hasta la noche en que, mientras está cenado en un lujoso restaurante de aquella ciudad, se encuentra con un antiguo condiscípulo suyo, hijo de emigrados, que había conocido en La Habana, quien se lo lleva a pasar una escuela de dealers; y al concluir su entrenamiento, comienza a trabajar en el afamado casino del Hotel Flamingo de Las Vegas, donde poco después entraría en contacto con Meyer Lansky. Es entonces que Lansky le propone que vaya con él para La Habana, como chofer-ayudante, algo que le permite revelar al testimoniante las relaciones que se van estableciendo; y en especial, la metodología utilizada por el hampa norteamericana, así como muchos de los aspectos nunca antes revelados sobre el crimen organizado en Estados Unidos: sus actividades, formas y estructuras, y la manera de manejar los más complejos negocios.

En este nuevo libro de Cirules se van esclareciendo los vínculos y relaciones en una ciudad poseedora de una rutilante vida nocturna, en tanto que el chofer-guardaespaldas de Meyer Lansky se enfrenta a una Habana llena de luces, de esplendores, después de casi diez años de ausencia.

La Habana de época narrada por Cirules, estaba diseñada para recibir a miles de turistas norteamericanos, y para que las grandes fortunas radicadas en Estados Unidos pasaran de mano, en esos recorridos por casinos, esplendorosos hoteles y restaurantes, zonas burdeleras, y sitios de la aventura.

En La vida secreta de Meyer Lansky en la esplendorosa Habana también está presente la guerra entre el clan de La Habana, y los grupos sicilianos de Nueva York, en los días en que don Alberto Anastasia arribó a la capital cubana tratando de forzar la entrada de los intereses de las familias neuyorkinas; así como las previsiones y medidas que Lansky comenzó a tomar para vivir de incógnito en la capital cubana, dos o tres semanas antes de que Anastasia fuera asesinado en la barbería del Sheraton Park de Nueva York.

En este libro el escritor camagüeyano nos revela por primera vez un conjunto de sucesos, de medios, de medidas, y de sitios escogidos por Meyer Lansky para su estancia clandestina en la fabulosa habana, instrumentando muy sutiles métodos, desde septiembre de 1957: meses que incluyeron la inauguración del Hotel Capri, y la afamada reunión de Apalachin, en el sur de la comarca newyorkina; sin que el escritor descuide la vida emocional y amorosa que sostuvo el financiero de la mafia norteamericana en un apartamento del Paseo del Prado, con una preciosa mucha conocida como la bella Carmen.

Eran los últimos meses de la mafia norteamericana en Cuba, cuando se estaban produciendo continuos viajes de Meyer Lansky hacia otras zonas del Caribe, con el ánimo de ampliar sus negocios; meses en que se efectúa también la gran reunión de toda la mafia radicada en Estados Unidos, en un increíble paraje del Caribe: República Dominicana. Reunión de la que nadie, hasta hoy, poseía la más mínima información.

En este libro, por supuesto, no podían faltar algunos de los más importantes encuentros que Lansky con el dictador Fulgencio Batista. Los sitios de estos encuentros y sus circunstancias, ni lo que ocurrió cuando Meyer Lansky tuvo conocimiento de la fuga del general Batista hacia la República Dominicana. Las frustraciones de Lansky constituyen un tema muy especial, así como su asombrosa fuga de La Habana.

De igual modo, a través del hilo conductor de En la vida secreta de Meyer Lansky en la esplendorosa Habana, el lector podrá conocer de los gustos, preferencias y nostalgias del jefe mafioso del imperio de La Habana: algunas de sus evocaciones, inquietudes, sosiegos y previsiones, incluyendo sus silencios; sus casas de seguridad, y los hombres que contribuyeron a conformar en Cuba el más grande imperio delincuencial del hampa norteamericana fuera de Estados Unidos. Cirules nació en uno de esos parajes tocados por los mitos y las leyendas del Caribe; y desde muy joven comenzó a trabajar en el puerto de San Fernando de Nuevitas, en la carga y descarga de buques, por lo que, antes de convertirse en un escritor, recorrió los más diversos oficios: aprendiz de barbero, obrero portuario, vinculándose después a los estudios de telegrafía y pintura, y a las excavaciones arqueológicas en zonas costeras del Camagüey.

La obra de Enrique Cirules se ocupa de espacios muy peculiares de la cultura cubana: además de las míticas ciudades de los norteamericanos y europeos fundadas en la región camagüeyana a principios de siglo, aborda temas de pescadores, tortugüeros, cazadores y aventureros de la cayería de Romano. Las historias de amores, mares y guerras, sus temas preferidos.
 

¿Quién es Enrique Cirules?

Enrique Cirules (Camagüey, Nuevitas, Cuba, 1938) es narrador y ensayista. Entre sus títulos más afamados se encuentran La otra guerra, cuentos, 1980; y las novelas La saga de La Gloria City, 1983 y Bluefields, 1986.

También se incluyen Los guarda fronteras, 1983. El imperio de La Habana (estudio sobre la presencia de la mafia norteamericana en Cuba), que mereció el Premio Casa de las Américas 1993, y el Premio de la Crítica en 1994.

Prestigian al escritor: Luces sobre el canal, cuentos, 1999 y su más reciente éxito: El iceberg de Ernest Hemingway en la cayería de Romano (ensayo histórico y literario que aborda aspectos desconocidos o poco estudiados, alrededor de la vida y la obra del más universal de los escritores norteamericanos. Este libro obtuvo mención en el Premio Casa de las Américas en 1999.








 

volver  arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS | CULTURALIA | CITAS CÉLEBRES | plumas selectas

sep