Página anterior. Volver Portada gral. Staff Números anteriores Índice total 2007 ¿Qué es Arena y Cal? Suscripción Enlaces
Son estos mis últimos párrafos en Arena y Cal del casi acabado 2007 y, obligado a cambiar de argumento -pues nada de lo que voy a decir, quería decir- los escribo con un nudo en la garganta y una insoportable presión en el pecho. De nuevo el asesinato.

Nada importan las contradictorias informaciones que nos llegan desde los medios, unas veces como flashes y otras, como ráfagas de metralla o prolongados bombardeos: Que si les esperaban… Que fue un encuentro fortuito… Que si hubo tiroteo, o sólo un par de tiros por la espalda… A mí que más me da. Uno, a sus veintitrés años, y el otro, de veinticuatro, están muertos.

Mañana llegarán las manifestaciones, pero, esta vez, nos comunican que todos juntos, que debemos unirnos para decirle a ETA que se esté quietecita y que deje las armas… como si no lo supiesen, como si nunca se lo hubiésemos dicho y como si sirviera para algo.

Me van a perdonar, pero si el Estado de Derecho, con todo su Derecho, no es capaz de solucionar algunas cosas, pues a paseo el estado de derecho. Lo siento, ya lo dije, y lo dije como lo siento.

¿PCTV? ¿ANV? ¿Amigos, colaboradores, simpatizantes, asesinos en nómina? Y que más da si todos son de la misma calaña, aunque, al parecer, no hay pruebas suficientes…

¿Y eso quién lo dice? Lo dice el Ministro de Justicia que, según veo, sigue alimentándose del odio y del rencor que le producen “las derechas”, aunque, a decir verdad, últimamente ha estado algo más calladito y eso hemos ganado todos.

Yo no cuestiono a los políticos por ser de una u otra tendencia, ustedes lo saben porque lo he dicho muchas veces, les cuestiono por ser políticos, en todos los casos, y por su trayectoria personal en algunos otros muy concretos, pero cuando se trata de combatir al terrorismo, de acabar con los asesinos etarras, o parecidos, cuando de recuperar el orden constitucional y la recta aplicación de la Justicia, entonces sólo cuestiono a esas figuras insignes, pedantes ellos, vanidosos ellos, chulos al fin, que desde los micrófonos oficiales o desde las páginas de alguna prensa cercana, se complican la vida con disertaciones que a ellos mismos acaban traicionando.

En los últimos tiempos se han sucedido las detenciones y encarcelamientos de terroristas, y sus socios libres han vuelto a matar. Es una señal. Ese es el camino. Cuando se ven acorralados, perseguidos, acosados y detenidos… siempre que pueden, matan. Ciertamente es una señal, y me alegro por ello (no me mal interpreten) y me alegra que mi Gobierno, sea del color que sea, haga entonces su trabajo y se deje de chulerías y de cambios de cromos que sólo conducen al crecimiento de ilegales aspiraciones.

Dé un paso más, señor Presidente: no lo dude y renuncie a la autorización del Parlamento para negociar con ETA y su entorno. Regrese al redil de la mayoría cierta (no a la mayoría de las minorías independentistas) y trabaje por España, por la Libertad y la Justicia. Así puede que acabe con ETA y pase a la historia como el presidente que lo logró.



 



 

volver  arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS | CULTURALIA | CITAS CÉLEBRES | plumas selectas

sep


Aviso legal | Política de privacidad | Condiciones del servicio | Home