Rincón de la Poesía 

Juan Mena
San Fernando (Cádiz)





COLÓN PARTE DE PALOS

 

De Palos, desde donde Onuba, la atezada,
Onuba milenaria, en reposo se inclina
para sentir de alivio caricias del poniente
oyendo de la Rábida las campanas de horas,
aún sonando en su oído las Capitulaciones.
Colón, puestos los ojos en mapas, astrolabio,
ordenanzas, legajos y consejos de frailes,
al aire amable y tardo del claustro franciscano,
se prepara y persigna en la santa capilla
para que el sacro leño de la fe arda siempre
y él caliente la hazaña que prometió a Isabel.

Desplegada, lo mismo que las velas al viento,
la lengua del Imperio se propaga en las auras,
y el tesoro verbal de Celestina brilla
como ducados áureos en manos marineras,
fuente de los refranes, popular enseñanza,
a codo con la joven Gramática que ofrece,
como pan bienoliente, el andaluz Nebrija;
y el pendón y las armas y la cabuyería
huelen a Romancero con ecos de batallas
ganadas a los moros por Alfonsos y Sanchos
y con las carabelas orzan en una empresa
conjunta en sus afanes de espada y cruz unidas,
divisa de los tiempos y sendas de fortuna;
y aunque tierras y campos de labranza se queden
huérfanos de las manos laboriosas, España,
con redobles del alma castellana, lo mismo
que una viva reliquia de pugnas anteriores,
lanza a sus bravos hombres a quebrar viejos mitos
de monstruos oceánicos, sembrarán esas tierras,
todavía sin nombre, con Cipango de apodo,
de vírgenes palabras que sonarán a églogas
con arcadias boscosas y pastoras y ninfas,
hazañas en octavas y amores en sonetos;
la gramática niña, balbuciendo el milagro
desde la California hasta el Cabo de Hornos,
crecerá esplendorosa cuando Bello y Rubén
la cortejen y halaguen con brillantes preseas,
y empiece a dar primicias de aromas tropicales,
y como colibríes y como guacamayos
el verso y el coloquio la definan criolla,
y retorne cargada de frutos expresivos
a la España que un día amasará en su sangre
razas, como metales en crisol se amalgaman.

He aquí este noble anillo con dos perlas hermanas
—oh gemela sortija, América y España—
que la Historia después llamó la Hispanidad.



PREMIO DE POESÍA ATENEO LITERARIO, 
CIENTÍFICO Y ARTÍSTICO DE CÁDIZ 2005









volver      |      arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS    |    CULTURALIA    |    CITAS CÉLEBRES    |    plumas selectas


Islabahia.com
Enviar E-mail  |  Aviso legal  |  Privacidad  | Condiciones del servicio