• Marina Burana

    EL INFIERNO TAN TEMIDO

    El arte de mostrar

    por Marina Burana



"El arte es confesión; es un secreto revelado"
Thornton Wilder


"Pero el arte no es sólo el deseo de revelar el secreto de uno mismo; es el deseo de revelarlo y esconderlo al mismo tiempo", continúa Wilder.

¿Qué es el arte? Morirte de frío, alguien dijo por ahí. Tal vez es un par de cosas más que no necesitan etiquetas. Una de las necesidades humanas más grandes es la de rotular todo lo que somos y todo lo que hacemos, sin tener en cuenta que la mejor manera de realmente expandirnos con los otros es olvidando las definiciones.

Lo primero que hacemos cuando conocemos a alguien es preguntarle a qué se “dedica”. Dedicar viene del latín “dicare”: consagrar, destinar algo en justicia. Tanto el verbo “dicare” como el verbo “dicere” tienen origen en la raíz indoeuropea “deik” que significa indicar, mostrar. Y desde siempre, lo que nos gusta hacer es indicar, levantar el dedo y tomar fragmentos de la realidad catalogándolos, haciéndolos pequeños mundos con reglas propias. Pero, como bien dijo un autor irlandés, todo lo que define termina limitando.

Definir, entonces, lo que es y lo que no es “arte” sería tarea compleja y por lo demás inútil. Tal vez podríamos hablar de múltiples puntos de vista, de múltiples acercamientos a lo que el arte representa para cada individuo. Para Wilder la cuestión iba por el lado del secreto y de la revelación; para Nietzsche tenemos al arte “para no morir de la verdad”; para Sabato es “lo que mágicamente nos permite evadir de la dura realidad cotidiana”.

Los secretos que todo los seres humanos escondemos, que la realidad esconde, mejor dicho, que la realidad comparte y esconde al mismo tiempo, se hacen arte constantemente. Hay una sensación de plena profundidad en todo lo que hacemos, por más nimio que nos parezca, por más acosado del cariz de lo doméstico (eso doméstico que nos han enseñado, lamentablemente, a desdeñar como insignificante), y quizá en esa domesticidad se esconde (y se revela) la magia que todos, absolutamente todos los seres humanos llevamos adentro. Creo que le roba sentido a esa magia rotularnos todo el tiempo, encajarnos en etiquetas que nos definan. No estoy a favor de la famosa frase “eres los que haces”. ¿Qué hay de la gente marginada del cruel sistema de cosas de este mundo? ¿Cómo hace esa gente para expandirse plenamente si no tiene los medios para hacerlo? ¿Significa eso que sólo son lo que hacen, es decir, lo que son empujados a hacer por un sistema desequilibrado?

Creo que en definitiva somos muchas cosas todo el tiempo; quizá seamos lo que imaginamos que somos, o hemos sido o seremos. Parece no haber límites en la mente humana, ¿por qué cometeríamos el despiste de crearlos de la nada? Hasta el entramado de la realidad física se ha suspendido en un gran interrogante en estos últimos tiempos.

Por eso abogo por un aullido amplio de voces que se levanten desde el arte: el arte de todos los días; el que se esconde y revela en todos los rincones, el doméstico, el más simple, el más complejo, y al que debemos reaprender a rescatar de la miseria catalogante. Todos tenemos un “talento” (palabra peligrosa). Cada individuo que está en este planeta tiene algo especial y la inmensa capacidad de ser creativo. Pensar en jerarquías es una cuestión un poco triste y, también, fútil. Mostrarnos al otro, indicarnos al otro, debería ser una tarea que nace a partir de la constante búsqueda de los instantes, de los pequeños momentos, bien domésticos, de todos los días; de tratar de vivir en la incomprensión constante de la existencia.

Invito a los lectores a que busquen cualquier mínimo indicio de magia en cada porción de realidad. Nadie nos puede decir qué somos o qué hacemos para ser aquello que somos. Por suerte todos nacimos creativos y con la infinita y hermosa capacidad de esconder secretos y revelarlos. Y si el arte, como dice Wilder, es confesión, encontrémosla en todas partes y confesemos.

Ver Curriculum
Curriculum





volver      |      arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS    |    CULTURALIA    |    CITAS CÉLEBRES    |    plumas selectas


Islabahia.com
Enviar E-mail  |  Aviso legal  |  Privacidad  | Condiciones del servicio