Rincón de la Poesía 

Juan Mena
San Fernando (Cádiz)






ABELARDO ESCRIBE A ELOÍSA DESDE EL MONASTERIO DE ST-GILDAS, DEL QUE ES ABAD, HACIA 1129


Una bandada espléndida
de vivos colibríes que es la aurora
golpea el claristorio,
que es la mitad de una granada abierta
serpeando su sangre por los arcos,
los nervios, los pilares y los tramos,
mientras navego, capitán a solas,
en este buque de silencio espeso,
que es la nave central,
aturdido por cartas y recuerdos antiguos,
atrapado este pez del corazón que quiere
huir, huir por claustros, galerías, arcadas,
esconderse en las gruesas madreselvas
para no recordar los momentos aquellos,
todavía incrustados en mis sienes
como zafiros de delicias hondas
en el engaste de mis añoranzas.

Pero miro las bóvedas,
se pierde la mirada por los hilos solares
que la araña del día entreteje en la altura,
cruzo el transepto, puente de rubias claridades desasidas,
¿hacia dónde?, me espera mi soledad al fondo
con ruidos lejanos de polémicas, gritos
que hierven en mi pecho;
qué oleaje tu efigie subiendo mi memoria,
qué mareas de ayeres
desbordando a este náufrago perdido de mis años,
qué gozo es la mañana
para el ciego seguro de tu ausencia.



De Un resplandor antiguo enciende hoy mi memoria (1987)











volver      |      arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS    |    CULTURALIA    |    CITAS CÉLEBRES    |    plumas selectas


Islabahia.com
Enviar E-mail  |  Aviso legal  |  Privacidad  | Condiciones del servicio