Rincón de la Poesía 

Maritza Álvarez
Valparaíso (Chile)






Debo navegar…


Mar adentro me exilio, poco a poco
Una sola, en la inmensidad abierta
Sola yo, amplia y urgente de cambios
Dentro gritan las voces temerosas

Debo navegar, sólo navegar

Son profundos motivos internos
los que me impulsan
Linternas son mis ojos
fuertes destellos que dan calor
a mis huesos escarchados

Salgo a buscar de la miel perdida

Me involucré de contiendas
Me desarropé de amores
La silla quedó solitaria
junto a la ventana
que pintaba de soles

Mientras, navego a toda marcha
casi ofuscada de metas
Y aunque no advierto el avance
la estela dormida de mi nave
es la huella de mi blanca demanda

Como surcando el terreno
para una siembra infructuosa
en un mar azulino y sosegado, ancho
como el corazón que dejo en tierra
imprento la marca de mi huida
pequeña y silenciosa
pero firme en su operar

Debo encontrar a la pequeña
que sometió sus soles
a juicios fortuitos
Y en su valía de pocos años
no vislumbró la poesía
las manos ni la compañía

Ahora soy sólo yo
solitaria y completa
Voy a rescatar mi mundo perdido

La espuma salta sobre mi rostro
frío y sereno por fin
Las olas templadas me guían
La sal enrosca en mi cuerpo
palpando, acariciando

Y las sombras de la noche
en bendita complicidad
me guiñan y saludan
Se me eriza la piel de emociones
anchas en el arrojo nocturno

Y ya siento el frío
y la niebla que me traga
me cubre y me seduce

La vida me espera









volver      |      arriba

Pulse la tecla F11 para ver a pantalla completa

contador

BIOGRAFÍAS    |    CULTURALIA    |    CITAS CÉLEBRES    |    plumas selectas


Islabahia.com
Enviar E-mail  |  Aviso legal  |  Privacidad  | Condiciones del servicio