La Web de ANABEL
  • LITERATURA

    LAS AVENTURAS DE TINTÍN

  • HERGÉ Y TINTÍN

    tintinA lo largo del artículo iremos comentando distintos aspectos de ese héroe de cómic tan conocido que es Tintín. Sus ideas, sus aficiones y su proyección han traspasado el tiempo y hoy Tintín ya no es sólo un héroe de papel, sino, me atrevería a decir, un punto de referencia de nuestra cultura y nuestra sociedad.

    Georges Rémi, más conocido por su seudónimo Hergé, es el creador de Tintín, uno de los personajes más importantes de nuestro tiempo y, sin duda, un héroe nacional belga. Tintín preside la entrada del museo dedicado al cómic en Bruselas -un busto en piedra de Tintín se encuentra al lado de las escaleras y el célebre cohete rojo y blanco con el que llegó a la luna es objeto de múltiples fotografías-. Es más, son frecuentes las tiendas dedicadas a objetos relacionados con Tintín e, incluso, por poner un ejemplo, en agosto del 95 la Ciudad de Brujas acogió una exposición dedicada a Tintín, aunque, en flamenco, su nombre es Kuifje.

    Hergé nació en Bruselas en 1907 y murió en Lovaina en 1983. Por lo tanto, es plenamente contemporáneo y vivió algunos de los acontecimientos más importantes de este siglo -en lo político, científico, económico, histórico...-. Hergé, pues, incorpora a sus historietas los problemas, las singularidades, los avances y las miserias de ese tiempo cambiante que fue el S. XX.
    Empezó a publicar comics en 1925; pero hasta 1929 no aparece Tintín, quien, gracias a la pluma y a la habilidad de su creador, protagoniza un buen número de álbumes ilustrados y un sinfín de aventuras.

    Hergé, por último, creó en 1950 los Estudios que llevan su nombre y de los que salieron distintas películas y otros protagonistas de cómic.

    TINTÍN: HISTORIAS Y PERSONAJES

    tintin Las aventuras de Tintín parten siempre de una carencia inicial. Para superarla, y a la manera de los cuentos maravillosos, Tintín se ve inmerso en una aventura. Hay, por así decirlo, historias eje, que son las que presiden todo el álbum, historias secundarias que se entremezclan a la principal e historias propias de cada personaje que no suelen variar.

    En cuanto a las grandes historias o historias eje tenemos, por poner unos ejemplos:

    .el tráfico de drogas, el tráfico de armas o el tráfico de esclavos.
    .la desaparición de un ídolo.
    .la búsqueda de un tesoro.
    .la llegada a la luna.
    .la desaparición de unas joyas.

    Ligadas a éstas, podríamos mencionar:

    .el secuestro del hijo del Emir de Khemed.
    .el robo, a gran escala, de carteras.
    .la pérdida de unos papeles importantes.
    .el salvamento de un niño que está a punto de morir ahogado.
    .la desaparición de unas tijeras de oro.

    tintin Y, junto a éstas, las manías de cada personaje, de las cuales hablaremos a continuación. Todo ello consigue un rico entramado de acciones que nunca parecen tener fin y que favorecen una lectura rápida y ágil.

    Tintín es un joven reportero que trabaja para el semanario belga "Petit vingtième" y que no tiene edad, porque se mantiene eternamente adolescente. Tintín aúna todas las cualidades y virtudes habidas y por haber: es valiente, astuto, bueno, simpático, noble, justo, sagaz; tiene el más fino olfato detectivesco que nos imaginemos y sabe mantener la sangre fría -incluso cuando está en peligro de muerte-.

    TINTÍN: PERSONAJES

    tintin Tintín siempre consigue dar con la solución más adecuada en cada momento. Además, le adornan otras habilidades: sabe conducir toda clase de vehículos -por tierra, mar y aire- y, por si fuera poco, es el primer humano que pisó la luna.

    Milú es el perrillo que lo acompaña siempre, un fox-terrier blanco, que, como su amo, sufre las mismas peripecias; aunque Milú tiene más debilidades que Tintín: no soporta a los gatos, se muere por un buen hueso... y siente cierta inclinación por el whisky; aunque, por encima de todo, es leal a su amo y, en más de una ocasión, le salva la vida.

    Al principio, Tintín sigue sus aventuras en solitario con Milú; aunque, como debió de ocurrirle a Cervantes cuando creó al Quijote, salvando las distancias oportunas, Hergé se dio cuenta de que Tintín necesitaba un complemento con quien intercambiar experiencias. E inventó al capitán Archibaldo Haddock para que le diese la réplica.

    Haddock es un viejo lobo de mar que ha vivido mucho, que ha pasado por circunstancias difíciles y que sólo aspira a la tranquilidad; le gusta el whisky y fumarse una buena pipa. Haddock se caracteriza por su apasionamiento, su pronto brusco -de gran ternura en el fondo- y por su magnífica galería de insultos que merecería, todo hay que decirlo, un buen diccionario: zulú, ectoplasma, anacoluto, beduino, archipámpano, iconoclasta y un largo etcétera son los insultos de Haddock.

    Tintín y Haddock, como veremos, son, aparentemente, seres contrarios. En principio nada los une; pero igual que los polos opuestos se atraen, a estos Quijote y Sancho belgas les pasa lo mismo; acaban compartiendo las mismas cosas por amistad y respecto

    TINTÍN Y EL CAPITÁN HADDOCK

    Veamos, como apuntamos en el anterior comentario, las diferencias entre Tintín y Haddock:

    Tintín:
    .Acostumbra a variar de vestimenta; lo vemos vestido de vaquero, de escocés, de japonés... aunque prefiere los bombachos.
    .Es muy joven, adolescente.
    .No tiene debilidades; casi nunca manifiesta sentir hambre o sed (sólo en situaciones límite).
    .Pisa fuerte, mira bien todos los caminos.
    .Es rubio y barbilampiño.
    .No suele cambiar de expresión.
    .No tiene "defectillos".

    El Capitán Haddock:
    .Viste siempre igual y odia cambiar de indumentaria (ha de hacerlo para ir a la luna). Se caracteriza por su jersey azul de cuello vuelto y por su gorra de capitán.
    .Está en plena madurez de su vida.
    .Muestra todas sus emociones y deseos. Se enfada e irrita con frecuencia.
    .Suele tropezar, caerse, no ver los obstáculos.
    .Es muy moreno y su aspecto es el de un lobo de mar.
    .Es muy expresivo, su rostro pasa del enfado a la sonrisa con rapidez.
    .Le gusta el whisky y fumar en pipa.

    De cara al lector, Haddock puede estar más próximo que Tintín porque ha tenido problemas serios en la vida y los ha superado -Tintín siempre está igual, porque en cada viaje refunfuña y ha de preparar la maleta -Tintín no-, porque tiene que controlar los gastos -Tintín no-, porque suele tener problemas domésticos -Tintín no-, porque acostumbra a hablar sin pensar y meterse en líos -Tintín no-... Haddock resulta más real que Tintín en estos aspectos "prosaicos".

    OTROS PERSONAJES

    Otros personajes que los rodean son el profesor Tornasol -sabio completamente sordo, que se las ingenia con los inventos más complicados, que viste siempre una vieja gabardina, usa sombrero y paraguas-; Blanca Castafiore -la cantante de ópera, un poco cursi, un poco egoísta, pero muy simpática con sus escalas y sus manías-; los agentes Fernández y Hernández -en apariencia iguales, pero, si los miramos bien, uno lleva el bigote romo y el otro no; son muy poco delicados, aunque siempre quieren serlo-... y otros personajes como niños, mayordomos, reyes y, lógicamente, la galería de malvados, malhechores, perversos y ladrones que se enfrenta a Tintín con todos los medios que tienen a su alcance -quieren fusilarlo, ahogarlo, matarlo de hambre y sed, empalarlo, deportarlo, encarcelarlo, volverlo loco...-. Son, entre otros, Rastapopulos, Allan Thompson, Jorgen Boris, Mitsuirato...

    Estos seres perversos viven sólo para el mal y se muestran como personajes planos que sólo tienen una cara. Únicamente sirven para que Tintín muestre todas sus habilidades.

    Tintín, no obstante resulta más de carne y hueso que otros defensores de la verdad. Al ser tan joven inspira cariño y permite que los niños se identifiquen con él; al ser tan leal y justo, inspira confianza y lealtad. Su apariencia es frágil; pero Tintín sabe luchar, dispara con mucho tino y emplea otros elementos chocantes para un chico como él. De todas formas, si logra salir airoso es porque su mente es lúcida, sabe mantener la calma... o porque la casualidad y sus amigos lo ayudan. Nada parecido a Superman o Batman.

    ESPACIO Y TIEMPO EN LAS AVENTURAS DE TINTÍN

    Tintín, Milú, el capitán Haddock, Fernández y Hernández, o el profesor Tornasol no operan nunca en el vacío o en el terreno de las abstracciones, al contrario: viajan continuamente desde Moulisart, el viejo castillo del capitán, hacia los lugares más remotos y peregrinos. Algunos reales como Chicago, El Congo, Shangai o Sidney y otros imaginarios. Sea como sea, es evidente la parodia del mundo moderno, las contradicciones de la civilización, tanto oriental como occidental. Hablamos, por ejemplo, de Sildavia, Borduria, la República de San Teodoro o el emirato del Khemed.

    En cuanto al tiempo hay ciertas anacronías insalvables. Los personajes no envejecen, no cambian de aspecto, se mantienen siempre iguales. Cada aventura ocupa unas 62 páginas y se centra en periodos más o menos cortos de tiempo -días, semanas o algún mes-, aunque no queda nunca claro cuánto tiempo ha pasado desde una aventura a otra. Todas se abren con un punto de partida que motiva la acción y se cierran con un retorno a la normalidad.

    De cualquier forma, sí hay una continuidad en cuanto a los títulos y se nota una evolución en cuanto a la experiencia acumulada de los personajes. Tintín se hace más sagaz y Haddock va consolidando sus particularidades, por ejemplo. Aparte, las aventuras deberían leerse siguiendo el orden cronológico en el que fueron escritas porque, a menudo, Tintín se encuentra con amigos o enemigos de historias anteriores. Este recurso de Hergé da unidad al personaje y lo hace más completo y redondo porque le da, además, el don de la memoria y del recuerdo.

    Tintín es el héroe perfecto: apariencia delicada e ingenua; pero muy preparado. Él es quien nos ofrece las contradicciones de la sociedad, gracias a cierto todo irónico, a algunas parodias o algunas críticas directas.

    En nuestro próximo comentario ultimaremos el análisis de Tintín y trataremos, en líneas generales, los modelos y valores que pueden desprenderse de sus aventuras.

    TINTÍN: MODELOS Y VALORES

    En "Tintín en América" los últimos indios son obligados a desalojar sus tierras porque se ha descubierto petróleo y donde no había más que hierba, en un día, crece una monstruosa ciudad de cemento; en el "Loto azul" habla del difícil equilibrio que vivía Shangai antes de que acabara la Segunda Guerra Mundial; en "Stock de coque" incide en la esclavitud y en todos los trapicheos sucios que la rodean; en otros habla del tráfico de drogas y de ese poderoso negocio que genera o del tráfico de armas o de las constantes revueltas y revoluciones que han vivido algunos países sudamericanos -"La oreja rota"-; sólo por citar unos ejemplos puntuales.

    En cuanto a los modelos que se pueden extraer tras la lectura de Tintín, podemos llegar a la conclusión de que son estos, todos ellos en torno a los grandes ideales del ser humano:

    1. La lucha por la solidaridad entre los pueblos y las personas.
    2. La búsqueda de la justicia y el intento de que se cumpla siempre.
    3. El valor de la amistad por encima de cualquier interés particular o egoísta.
    4. La importancia de la colaboración entre las gentes.
    5. La lucha por la tolerancia entre razas y culturas distintas -Tintín tiene amigos negros, chinos, peruanos, árabes... Algunos son niños, otros reyes, otros comerciantes...

    Tintín es el pequeño europeo que, se mire dónde se mire, siempre obtiene una imagen embellecida; mientras que sus enemigos siempre obtienen la imagen propia de un espejo cóncavo que los deforma y convierte en una especie de seres de ideas fijas que sólo intentan derrumbar al héroe.

    "Las aventuras de Tintín" gozan de una extraordinaria popularidad y de muy buena salud. Han sido traducidas a unos 30 idiomas. Tintín, pese a representar físicamente a un belga, huye de lo localista y busca aunar diferencias e incorporarlas a su saber o a su comportamiento. Tintín se apiada de los desprotegidos, se duele de unos y de otros y no duda en ponerse del lado de la causa más justa, rechazando -con frecuencia- sobornos cuantiosos. Tintín es ese ser entrañable, íntegro y valiente que todos quisiéramos tener por amigo.

    El objetivo primordial de Tintín en sus andanzas es el intento de restablecer el equilibrio perdido, que cada cosa esté en su sitio; que haya orden y armonía en el mundo. Tintín sabe muy bien que tras la tempestad viene la calma y que tras los problemas más difíciles, las mayores preocupaciones o los imponderables de la vida se esconde una solución coherente y óptima.





volver      |      arriba

contador

BIOGRAFÍAS    |    CULTURALIA    |    CITAS CÉLEBRES    |    ARENA Y CAL


Islabahia.com
Enviar E-mail  |  Aviso legal  |  Privacidad  | Condiciones del servicio